28 de marzo de 2012

100 Años Liceo Departamental de Colonia "Prof. Juan Luis Perrou" (Matasello especial)

Diseño: Gabriel Casas (sobre diseño de la alumna de 5° Científico Belén Rehermann, ganadora del concurso de Logo del centenario del Liceo Departamental de Colonia).

La historia del Liceo Departamental de Colonia ˜Profesor Juan Luis Perrou˜, se proyecta con espíritu renovador en el impulso de las ideas educativas a partir de la ˜Ley de creación de Liceos Departamentales˜ promulgada por el Poder Ejecutivo el 5 de enero de 1912; la firman el Presidente José Batlle y Ordoñez y el Ministro de Instrucción Pública Dr. Juan Blengio Rocca, donde se enuncia enfáticamente en su artículo 1:

˜Créanse 18 liceos de Enseñanza Secundaria que se instalarán en las capitales departamentales donde exista, a juicio del Poder Ejecutivo, población escolar suficiente para rusticar su instalación˜.

Desde su comienzo el 10 de abril de 1912, la institución estuvo signada por las características y expectativas de la modernidad, época en la que la propuesta educativa se sostenía en claras bases filosóficas y antropológicas. Surgió la idea de progreso, de revolucionar el orden social injusto y de confianza en la ciencia para alcanzar la verdad y el bienestar.

Educar, en este modelo, suponía la civilización de la campaña para hacerla partícipe de la vida democrática del país.

La historia de este centro educativo se desarrolla a través de propuestas educativas, roles asumidos, estilos de profesorado, valores transmitidos en tiempos de democracia y de dictaduras, tiempos de prosperidad, de pobreza y emigración. Variables todas que sin duda, han influido en la conformación de la idiosincrasia nacional.

El momento de apogeo educativo del Liceo Departamental de Colonia se concretó durante el liderazgo pedagógico del profesor Juan Luis Perrou; que por sus características personales, su talento para conducir a otros hombres, su confianza absoluta en la educación, logró conformar y fortalecer la comunidad educativa e infundió decididamente en aquellos jóvenes, el valor de las cosas importantes para la vida desde lo más sencillo, con un alcance departamental. Por su inmensa obra y dedicación y a iniciativa de los estudiantes en 1986, este liceo lleva con orgullo su nombre.

Hoy reconocemos la trayectoria de esta institución centenaria como un liceo que marca destinos individuales y sociales, y retoma la apuesta de confiar decididamente en los jóvenes y en nuestra educación pública, que como un sello indeleble deja estampada su huella en la construcción social desde este enclave del Río de la Plata hacia el país y el mundo.

Profesora Zoraya Orsi Meny
Del sitio web del Correo Uruguayo

Semblanza de Juan Luis Perrou, en la fundamentación del proyecto de ley para designar al Liceo Nº 1 de Colonia con su nombre:

"Al cumplirse los setenta y cinco años de la fundación del Liceo Departamental de Colonia, un grupo de ex-alumnos, profesores y alumnos ha tratado de buscar un nombre que identifique ese pasado y a la vez que sea ejemplo a las generaciones venideras. No desconociendo la obra de otros Directores en esta Institución, surge una figura que se eleva por sobre las demás, la de un pedagogo con tesón inquebrantable: la del Profesor Juan Luis Perrou.

Su labor educativa comienza como maestro de Educación Primaria y va recorriendo todos los escalafones de la carrera docente, culminando la misma como Director del Liceo Departamental de Colonia, cargo para el cual es designado, asumiendo el mismo el 26 de abril de 1950. Durante su gestión, que cesa al retirarse definitivamente de la enseñanza el 30 de abril de 1963, la Institución Docente adquiere el prestigio y la dimensión que la proyectará a nivel departamental.

Así apenas asume la dirección, se aboca a la organización de los Cursos Preparatorios que comienzan a funcionar ese mismo año, funda APAL, manifestando según consta en el Acta Fundacional de la Asociación, querer formar una sociedad para que se colabore con su apoyo material y moral en la obra cultural del Liceo Departamental. Funda la Biblioteca Popular que funcionara en el local liceal en junio de 1953. Al año siguiente, comienza a abocarse a la tarea de la construcción de un nuevo edificio liceal, tarea a la que se dedica con ahínco y sin desmayo hasta verla concretada en una realidad material, ya que acosado por una grave dolencia, debe alejarse de la docencia sin poder inaugurarlo formalmente.

Pero paralelamente a su obra desde la Dirección del Liceo, realiza otra que posiblemente no tenga emulación en todo el país, lucha por la creación de un Hogar Estudiantil que cobije a todos los estudiantes del departamento, para que pudieran cursar Preparatorios, ya que Colonia y Colonia Valdense eran las instituciones que lo tenían.

Su obra no puede resumirse en fechas y hechos, porque su obra fue mucho más que ello, es lo que deja el hombre vocacional, silencioso, que día a día, dejando su vida personal de lado, durante las veinticuatro horas, se dedica a la formación cultural y espiritual de generaciones de jóvenes.

Hoy, dieciocho años después de su desaparición física, cuando no son los sentimientos hacia la persona conocida lo que nos impulsa sino hacia la fecunda obra realizada hacia el trabajo silencioso, sin estridencias, con la humildad del hombre que es grande sin saberlo, todas las manos se unen, todas las voces se alzan para pronunciar su nombre, de quienes tuvieron el privilegio de conocerlo y beneficiarse con sus esperanzas o de quienes recogieron los frutos que se proyectan para siempre hacia el futuro.

Que el Liceo Departamental de Colonia lleve el nombre de este ilustre maestro, recoge el sentimiento de todas esas generaciones y se reconoce la labor de quienes en silencio, día a día, van construyendo nuestra Patria en lo más rico que ella posee, El Hombre.

Reconocer a tan ilustre ciudadano, maestro, profesor y hombre entregado totalmente a la causa del desarrollo intelectual, moral y espiritual de las generaciones colonienses, se hace una obligada expresión de homenaje y respeto".

Sala de la Comisión, 27 de abril de 1988.

Alfredo Traversoni, Miembro Informante, Juan Martín Posadas, Juan Carlos Fá Robaina, Gonzalo Aguirre Ramírez, Walter Olazábal. Senadores".

 

Una reseña de la vida del Profesor Juan Luis Perrou puede leeres en el libro de Omar Moreira, Un Hombre Hijo de su Obra: Juan Luis Perrou, Ediciones del Liceo, Colonia, 1993, accesible en Biblioteca del Palacio Legislativo, Montevideo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada